La pila de combustible

El proceso de conversión del hidrógeno en energía se realiza mediante celdas de combustible. Actualmente multitud de empresas están desarrollando celdas de combustible ya que representan una forma limpia y eficiente de transformar el hidrógeno en energía eléctrica. Las celdas de combustible son dispositivos que mediante reacciones electroquímicas transforman la energía química en energía eléctrica y calorífica. Su funcionamiento es el siguiente:
1. En el ánodo las moléculas de hidrógeno pierden sus electrones y forman iones de hidrógeno, este proceso se hace posible mediante la utilización de catalizadores de platino.
2. El flujo de electrones se traspasan al cátodo a través de un circuito externo que produce electricidad al pasar por un motor (u otro mecanismo eléctrico).
3. Los iones de hidrógeno pasan al cátodo por la membrana de intercambio protónico, en este lugar se unen los iones de hidrógeno con los electrones y las moléculas de oxígeno procedentes del ambiente. De esta manera, se utiliza el proceso natural de producción de agua por medio de la oxigenación de hidrógeno, para producir electricidad y trabajo útil.
4. No existe contaminación. Los únicos desechos que genera la reacción son agua y calor.